¡Hay mucho por hacer!

Hace mucho que tengo varias ideas en mente de cosas por hacer, proyectos que aun no he empezado, y este 2015 es el año. ¡Hay mucho por hacer! (y me siento bien porque ya empece). Pero para hacer lo que quiero antes tengo que finalizar lo que debo… Un pasaje se me viene a la mente:

Colosenses 3:17 Y todo lo que hacéis, sea de palabra o de hecho, hacedlo todo en el nombre del Señor Jesús, dando gracias a Dios Padre por medio de él.

Y que así sea. Un paso a la vez, y a disfrutar del camino, y que el camino sea lo mas sencillo posible (no en cuanto a retos, sino en cuanto a la cantidad de cosas que hacemos, porque el que mucho abarca poco aprieta).

Querido lector, unas recomendaciones (a las que trato de aferrarme):

  1. Estudia la Biblia todos los días; fortalece tu comunión con Dios por medio de Jesucristo.
  2. Esfuérzate, pero no seas un volcán que explota y luego se apaga, se como un río, constante.
  3. Se valiente, confía en Dios y espera en Su Gracia. Haz todo para que Dios sea glorificado.
  4. Se siempre humilde, sencillo, bondadoso, misericordioso, comprensivo, paciente, honesto, integro, sacrificado por Dios y los demás. Se siervo de todos y busca el ultimo lugar.
  5. Guarda una vida saludable, comiendo saludablemente, haciendo ejercicio regularmente, y duerme lo suficiente.
  6. Lee mucho.
  7. Da amor a todos, cuida tu buena actitud recordando siempre el amor que Dios te tiene.
  8. Un paso a la vez, y disfruta del camino.